domingo, 4 de noviembre de 2012

Imágenes para el recuerdo (IV).

En 2004, Lucena se unió a las celebraciones del aniversario de la proclamación del dogma de la Inmaculada Concepción. Con ese motivo, la imagen de la Inmaculada que preside el retablo mayor del convento de los franciscanos, grandes defensores de este dogma de fe, fue llevada hasta la parroquial de San Mateo para celebrar allí cultos. Aprovechando la ocasión, la Virgen de los Ángeles de la cofradía del Resucitado fue entronizada en la hornacina del retablo de la iglesia de la Madre de Dios, dejándonos esta curiosa estampa.
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario