jueves, 27 de septiembre de 2012

Imágenes para el recuerdo (II).

En el año 2011, la hermandad del Cristo del Valle dedicó cultos a su titular mariana, María Santísima de la Amargura, algo inusual en esta corporación del Miércoles Santo. Para ello, se dispuso a la dolorosa en un dosel ante el retablo mayor, tapando la embocadura del camarín de la Virgen del Valle. Por este motivo, la imagen de gloria tuvo que ser desplazada hasta un lateral.
 
En cambio, lo curioso de esta fotografía no es el hecho de que las dos imágenes marianas se encuentren en una disposición diferente a la habitual. La Virgen del Valle está colocada ante un retablo que, si nos fijamos, aparece vacío. Es el retablo que habitualmente ocupa la Inmaculada Concepción, una bellísima talla dieciochesca que, cuando fue tomada la instantánea, estaba en la capital cordobesa.
 
(Foto F.G.Sanmiguel)
 
La Inmaculada, relacionada con el taller de los Mora, presidió uno de los ábsides de la iglesia de la Magdalena durante la celebración de la exposición Gratia Plena. La muestra, que pudo visitarse entre el 8 de octubre y el 18 de diciembre de 2004, pretendía conmemorar el CL aniversario de la proclamación del Dogma de la Inmaculada Concepción. Para ello, se reunieron singulares piezas de la escultura y la pintura cordobesa, de autores tan destacados como José Risueño, Alonso y Pedro de Mena, Francisco de Ocampo, Pedro Roldán, Pedro Duque Cornejo o Juan de Mesa.
 
 
(Foto F.G.Sanmiguel)
 
En la fotografía superior, la Virgen de Villaviciosa, veneradísima por los cordobeses en siglos pasados y actualmente expuesta en el majestuoso tabernáculo del retablo mayor de la Catedral.
 
(Foto F.G.Sanmiguel)
 
También estuvo presente la Virgen de la Aurora de la iglesia de San Francisco





1 comentario:

  1. Hola, me gustaría saber en qué fecha fueron los cultos a la Virgen de la Amargura. Muy buen blog. Gracias.

    ResponderEliminar